Mi fortaleza y debilidad en el momento de atender un cliente.


Me considero una persona amable, servicial, compañerista y agradable lo cual me ha ayudado mucho en el momento de prestar un servicio ya sea en ventas telefónicas o personalizadas, en información con mis compañeros de trabajo y estudio. Soy una persona amable, tolerante, paciente tratando siempre de que el cliente encuentre lo que está buscando brindándole alternativas y soluciones inmediatas siendo recursiva que si no tengo la información busco la persona que me pueda colaborar sin dejar esperar mucho al cliente.
Una de mis debilidades es mi timidez, que no soy concreta cuando pregunto qué es lo que desea le doy mucha vuelta y dejo que mire lo cual en ocasiones eso no deja que cierre la venta, dicen los jefes que he tenido ser más agresiva en el momento de cerrar la venta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario